Sus Testimonios E Historias Veganas

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Sus Testimonios E Historias Veganas

No hay nada más inspirador que escuchar testimonios en primera persona acerca de un tema que nos interesa e interpela. Si te fijas, los documentales o las charlas ted realmente mueven nuestras fibras más profundas, nos permiten ver el mundo desde una perspectiva diferente a la nuestra y conectar desde el corazón. 

Les pedimos a nuestras lectoras que se animen a compartir sus historias de transición al veganismo: cómo empezaron, qué las inspira, cuáles son los obstáculos y los cambios que sienten. A continuación, te compartimos algunos de nuestros testimonios favoritos. ¡Gracias por contarnos su historia! 

Testimonio De Zuleika Bennis @zuleikabennis

Mi transición al veganismo fue bastante sencilla. Me mentalice y cambié mi manera de ver el mundo. Siempre amé a los animales, pero nunca entendí o vi que ellos eran parte de mi consumo diario. Cuando logré cambiar esa mentalidad, cambié mi estilo de vida por completo de un día para el otro. Lo único que me costó mucho y con lo que sigo luchando todavía es con el queso

Empecé mi transición durante la pandemia. Alejarme de la sociedad y los comentarios me ayudó muchísimo. Creo que ese es el primer factor que influye: la sociedad, los conceptos e ideas que uno tiene incorporados. Yo era una persona que comía mucha carne, porque me gustaba, pero entendí que mis gustos no pueden estar por encima de los otros.

Mi familia me dio su apoyo al 100% y ellos también hicieron el cambio conmigo, lo cual me ayudó muchísimo. Para inspirarme busque mucha información, seguí muchas páginas veganas, leí y vi documentales, me informé. 

Ahora, es una alegría saber que puedo decir que estoy ayudando a quienes lo necesitan, que estoy generando un impacto a nivel mundial, que amo a los animales y no los consumo y que ya no soy participe de la crueldad animal. 

Los cambios que siento son tantísimos. A nivel mental, siento que crecí mucho más rápido y de buena manera. Físicamente, ya no siento la negatividad de la carne muerta pesando sobre mí. A nivel emocional me siento mucho más feliz, aunque a veces triste porque me gustaría hacer mucho más. Espiritualmente siento que evolucioné mucho, que encontré una parte mía, lo que define quién fui, soy y voy a ser en esta y otras vidas. 

Testimonio De Rocío Contreras

Primero fui vegetariana tres años y en el 2013 decidí dejar todos los productos de origen animal. En un principio fue difícil, yo sentí que había sido mucho más fácil ser vegetariana que el paso al veganismo, así que tuve que prestar mucha atención e investigar al inicio, pero poco a poco se fue convirtiendo también en hábito.

Mi primera inspiración fueron los videos de @fullyrawkristina, que veía con una amiga. Ella se propuso dejar de comer carne y derivados, mientras que yo dejaba el huevo y lácteos. Eso me dió el pequeño empujón que necesitaba para algo que ya venía pensando, así que me animé a enfrentar los vídeos de producción de leche y huevos para dejar de consumirlos.

El mayor desafío fue tener que aprender a comer, cocinar, distinto y empezar a pensar diferente. Eso requiere su esfuerzo y dedicación, especialmente cuando las personas al rededor de ti continúan con sus hábitos de siempre.

Sin embargo, desde el inicio fue un alivio pensar que estaba dejando de alimentarme de la vida de otros. Saber que estoy haciendo mi esfuerzo por evitar el sufrimiento de otros me hace sentir bien y disfruto muchísimo más mis alimentos, aprendí a cocinar, descubrí nuevos sabores y me gusta aprender nuevas recetas a base de plantas.

También noté muchos cambios. En lo físico, se redujeron muchísimo mis alergias. En lo mental y emocional, me siento más tranquila conmigo misma y con mis decisiones. Espiritualmente siento paz porque sé que hago el esfuerzo que puedo por hacer bien las cosas. ¡Nadie tiene que morir para que yo pueda vivir!

Testimonio De Lía Samay Alvarez Galindo

Mi transición al veganismo fue muy severa y rápida, no quería seguir teniendo culpa por comer carne, así que decidí cortar lazos con todos los alimentos de origen animal. Ahora soy más feliz gracias a eso.

Mi inspiración fue visitar un matadero de animales, quedé impactada al ver tanta crueldad ahí. Lo medité mucho después de ver esas imágenes escalofriantes. Sabía que ningún animal debería morir por mi causa, solo para saciar una necesidad que ni siquiera es esencial. 

Comencé a investigar más acerca de lo que era ser vegana, después procedí con un especialista en el tema para que me hicieran un plan alimenticio vegano, y así fue como comenzó esta bonita historia con el veganismo.

Mi familia es un gran obstáculo, en ocasiones me excluyen de sus comidas, pero realmente no importa. Por otro lado, en la mayoría de lugares y tiendas cerca de donde vivo es muy difícil conseguir productos veganos. 

Pero no comer animales es mi mayor alegría. A raíz de eso, ha cambiado bastante mi ideología respecto al maltrato animal y al especismo. En el sentido emocional y espiritual me he sentido mejor, sana, aliviada por conectarme con mi lado humano y más comprensiva hacia todos los animales.

Testimonio De Cecilia 

Aún estoy en camino hacia el veganismo. Creo que esta elección es algo de todos los días. Siempre tenemos algo que ajustar (o porque es algo que nos cuesta dejar, o porque la realidad económica no lo permite o simplemente por desconocimiento), pero en general no me fue difícil. Un día pensé que ya no quería introducir muerte y sufrimiento en mi cuerpo y lo hice.

Amo a los animales y me hace muy mal verlos sufrir, ese sentimiento lo tengo desde siempre así que mi inspiración fue un poco iniciativa propia y otro poco gracias a una amiga que me inspiró.

Respecto a los obstáculos, el huevo es algo que intento evitar pero que de vez en cuando caigo. Lo mismo con las golosinas. ¡Pero no me desanimo y sigo!

La mayor alegría es irme a dormir con la conciencia tranquila y haber inspirado a disminuir el consumo de carne de mi marido. Además, uní mi veganismo con mi pasión por los dulces y formé un emprendimiento de cosas dulces veganas

Físicamente, me siento más liviana. A nivel emocional y espiritual, saber que no le estoy haciendo mal a otro es hermoso. Y, a nivel mental, estoy mucho más intuitiva. 

Creo que lo más importante es recordar que sin clientes no hay negocio y que no todo lo que nos enseñaron está bien. El mundo cambia y me gustaría pensar que evolucionamos. ¡Creo que se viene una generación mucho más empática y abierta

¿Te animas a contar tu historia? ¡Nos encantaría seguir inspirando a miles con estos testimonios tan hermosos! Puedes escribirnos a celeste@vidaverde.co

Total Page Visits: 484
Celeste Condoleo

Celeste Condoleo

Content Creator & Writer. Sígueme en @celestcondo o envíame un e-mail a celeste@vidaverde.co

También Te Podría Interesar:

×
×

Carrito